Una Voz De Lo Alto

Una Voz De Lo Alto Radios Online Chile, Escuchar en vivo online, La calidad y la emisión continua.

Información De Contacto… Sus comentarios son aceptados.
Teléfono: +56953755381

y la mayoría de las carreteras han sido destruidas debido a todos los incendios, así que me gustaría agradecerles por venir al simposio de esta noche. “¿Cuándo debería empezar a preocuparme?”. Me gustaría hacer de esto una discusión abierta y espero que todos podamos participar de maneras que nos den una mejor comprensión. ¿Sí, Sr. Clarkson? Estoy muy seguro de que hay un HombreOsoCerdo. Y estoy bastante seguro de que se ha comido a dos de mis hijos y destruyó nuestro hogar. ¿Cuándo debería empezar a preocuparme? Esa es una excelente pregunta. Definitivamente hay pruebas de que toda la muerte y destrucción a nuestro alrededor se debe a un HombreOsoCerdo. Pero no hay una correlación exacta con un HombreOsoCerdo. Definitivamente no y por eso todos estamos aquí, para tratar de precisar: ¿cuándo debería empezar a preocuparme? Creo que se acerca el momento de empezar a preocuparnos. No sé si creo en HombreOsoCerdo o no, pero sí sé que estoy abierto a la idea de empezar a preocuparnos. Creo que Stephen hace eco de muchos de nuestros sentimientos ahora mismo. ¡Tontos mortales! ¡Se acerca su hora! ¡Enfrenten su destino! Parece que Satanás está aquí. ¿Debería empezar a preocuparme? ¡¿Stan?! Nos escapamos de la cárcel, papá. Vamos. Que nadie te vea. Cartman engañó al guardia. Todos corrimos a casa para estar con nuestros padres. ¿Dónde está mamá? Tu mamá ha estado intentando encontrarte un abogado y un terapeuta. ¡Hemos estado haciendo todo lo que podemos, hijo! Papá, esa cosa que vimos llevarse a Ned. Era HombreOsoCerdo. Era real. ¿De qué estás hablando? Solo era un oso. ¡No, papá! Es. ¿Por qué sigues viendo al televisor? ¿Qué? ¿Por qué? No sé. ¿Qué? ¿Has estado jugando a “Red Dead Redemption”? ¡Un poquito! O sea, cuando no estoy haciendo lo necesario por ti. ¡Pensé que estabas trabajando para sacarme! ¡Lo siento! Necesitaba un pequeño descanso. ¡¿Ya completaste todo el camino a Saint Denis?! Son como horas de juego. ¿Cómo pudiste.? ¿Estás drogado ahora mismo? ¡Estoy un poco drogado, sí! Dios mío. ¡¿Qué?! ¡Lo siento! Lamento haber necesitado relajarme mientras todo esto pasaba. ¡No puedo creer que te drogaras y jugaras videojuegos mientras tu hijo estaba en la cárcel! ¡Eres un imbécil! Bueno, ¡al menos no soy un tirador escolar! ¡No fui yo! ¡Fue un demonio llamado HombreOsoCerdo! ¡Como sea! “¡HombreOsoCerdo! ¡HombreOsoCerdo!”. Suenas como tu abuelo. Sí, porque aprendí mucho sobre. ¿A qué te refieres a que “sueno como el abuelo”? Él ha estado hablando de la venida de HombreOsoCerdo desde que tenía años. No es nada nuevo. Alguien hizo un pacto con él. hace mucho tiempo. ¿Sabes cómo hacer tónicos de resistencia? ¿Mamá? ¿Papá? No sé si puedes oírme. Me siento muy solo ahora mismo. Siento como si todo el mundo se estuviera desmoronando y de alguna manera se supone que tengo que hacer algo, pero. ya no sé qué. No temas. No te rindas contigo mismo. Debes seguir creyendo. ¿Sr. Gore? ¡¿Dónde ha estado?! Soy yo. Al Gore. Sí. ¿Dónde ha estado? No puedes perder la fe, hijo mío. Aunque todo el mundo se burle de ti. Aunque no te crean y digan que solo buscas atención porque perdiste la presidencia, tienes que ser fuerte. ¿Qué le pasó? ¿Está muerto o algo así? ¡No! ¡Muerto no! Solo uso una linterna sobre vidrio para aplicar la técnica del fantasma de Pepper. Espere, ¿qué? ¡Maldición! ¿Ves lo que digo? Las cosas no siempre son lo que parecen. Tienes que ser fuerte, mi pequeño cruzado. No puedo hacerlo solo. Necesito ayuda. Yo también la necesité. No la recibí. ¿Qué más quiere de mí? He expiado mi error. Lamento que hayamos recibido mucha información diferente en ese momento. Incluso usted estaba equivocado sobre muchas cosas que dijo que pasarían. ¿Qué cosa? Nada. No quise decir. Hasta luego, cocodrilo. ¡No, no, no, no! ¡Lo siento! ¡Lo siento, por favor! ¡Lo digo en serio! No quise decir que estuviera equivocado, solo que algunas de sus predicciones no ocurrieron. Sí. Hablas muy en serio. ¡Por favor, por favor! ¡Por favor! ¡Haré lo que sea! ¡Solo quiero que todos estén a salvo! Todo lo que estaba haciendo era intentar ser tu mentor. ¿Sabes quién era mi mentor?